jueves, 5 de febrero de 2009

ESTAFADOS. Los actores de Hollywood Kevin Bacon y John Malkovich, y el cantante John Denver entre otros

“Dada las circunstancias seria idóneo que los creyentes empiecen a orar y lo demás a pensar” (Abel Desestress)


La divulgación este jueves de la lista de víctimas del fraude piramidal del financista Bernard Madoff puso al descubierto miles de nombres, incluyendo algunas celebridades del espectáculo y el deporte.
LA LISTA COMPLETA LA PUEDE DESCARGAR PULSANDO AQUI

Los actores de Hollywood Kevin Bacon y John Malkovich, el cantante John Denver y el animador estrella del canal de televisión CNN Larry King, figuran en una lista de clientes que tiene unas 13.600 entradas, entre nombres de personas, empresas o instituciones.
Madoff fue detenido el 11 de diciembre después de haber supuestamente confesado que montó un fraude financiero “piramidal” por 50 mil millones de dólares, posiblemente el mayor de toda la historia de Wall Street.
Encargada por la justicia de liquidar los bienes del financista, la administradora Irving Picard presentó el miércoles la lista de víctimas en los tribunales, que la hicieron pública.
El famoso lanzador de béisbol Sandy Koufax, el propietario del equipo de los “Mets” de Nueva York, Fred Wilpon, están en la nómina de los estafados.
Entre las víctimas directas figuran algunas ya conocidas como el Banco de Santander y otras que no se habían revelado, como el promotor inmobiliario Larry Silverstein, que hace unos años había cobrado el seguro de 4 mil millones de dólares tras los atentados del 11 de setiembre de 2001.
Hay otros nombres más o menos anónimos, de gente que entró en el círculo “exclusivo” del estafador, principalmente jubilados miembros de la comunidad judía y radicados en Florida o en los suburbios adinerados de Nueva York.
Entre estas víctimas primarias también figuran menos de una decena de nombres radicados en América Latina, la mayoría de ellos en México. Y hasta varios familiares y una de las abogadas que defiende a Madoff, Ira Sorkin.
Madoff montó un llamado “esquema Ponzi” por el que se ofrecen inversiones con una rentabilidad inusualmente alta para atraer a los participantes, y los intereses se van financiando con los fondos de los nuevos inversores.
Pero en plena crisis financiera muchos de los clientes buscaron recuperar dinero líquido y constataron que no había fondos disponibles, quedando al descubierto la estafa.
Madoff es por ahora el único acusado, aunque todavía no ha sido formalmente inculpado y asegura que actuó solo, pero los investigadores intentan determinar si realmente no tuvo cómplices.
Un juez federal confirmó el mes pasado que podrá permanecer detenido en su apartamento de siete millones de dólares a la espera del inicio de un juicio que puede demorar meses en comenzar.
El financista de 70 años pagó 10 millones de dólares de fianza para permanecer en su residencia y las condiciones fijadas por el juez exigen lleve un brazalete electrónico y esté vigilado las 24 horas del día.